Gerenciar en Venezuela

jueves, 18 de mayo de 2017



El tema definitivamente es fundamental, trascender más allá de retoricas y espacios mentales cerrados se hace imprescindible, si realmente queremos avanzar con adecuado éxito, en la ardua labor de una gerencia integral que procure darnos herramientas idóneas, practicas, reales, aplicables y honestas, para lograr nuestros objetivos.

Algunos reducen  a un problema de actitud la solución a la situación, craso error, no por ser mayoritariamente pesimista fracasaras, así como tampoco el que seas un empedernido optimista te garantiza el triunfo de una vez, la cosa es un poco más profunda y complicada.
Tampoco quienes creen que basta con aplicar procesos y sistemas gerenciales exitosos, podrán resolver al 100% las delicadas situaciones que debemos enfrentar cada día, incluso para quienes además de poseer una inmejorable preparación académica, cuenten con una estructura operativa ideal, sistemas administrativos de última generación y relativa holgura financiera, los números seguro que no se asoman ni de cerca a lo que les pide y esperan sus casas matrices, su empresa principal o ustedes mismos.    
Es más, utilizar los recientes y novedosos sistemas de ventas o los últimos instrumentos de gestión de redes, entornos e innumerables estrategias surgirás en estos tiempos, en lo absoluto te garantiza nada, peor, puede ser que termines envuelto en un mar de complicaciones nuevas por no leer adecuadamente el problema.
Así las cosas, ¿Qué hacer?, ¿Nos entregamos?, lastimosamente muchos ya lo han hecho, desde una pequeña firma personal hasta empresas transnacionales, cada uno por diversas razones, sin embargo, eso no significa que nosotros también lo hagamos, tenemos opciones, solo debemos observar claramente lo que pasa, convencernos de lo que sucede, procesar el cambio y asumir todas y cada una de las consecuencias, buenas y malas, de lo que vivimos.
Empezar por entender que no depende solamente de nuestra actitud, ni de nuestra preparación profesional, tampoco de los recursos con los que contemos, es el primer paso para iniciar los cambios que requerimos efectuar para avanzar.
Ciertamente una actitud positiva, una idónea preparación y unos buenos recursos ayudan, negarlo sería cometer el mismo error de quienes remiten la posibilidad de tener éxito de Gerenciar en Venezuela, a un solo espacio, a una sola manera de hacerlo, necesitamos un paso más adelante, un complemento imprescindible para lograr el triunfo que tanto deseamos.
¿Alguien a esta altura negaría que estemos en una profunda crisis?, si así es, que le vaya bonito.
Necesitamos no solo reconocer el hecho de estamos en crisis y ha abarcado, quiero ser bien claro aquí: cada uno de los aspectos de nuestra vida, no se remite a un sector, grupo social, clase, color, profesión, no señores, afecta a todos, unos más otros menos, pero definitivamente a todos y les digo otra cosa, ha tocado desde nuestras convicciones y actitudes ante la vida, hasta la manera como nos comportamos moral y socialmente, esa es la verdad.
Asumiendo por convencimiento, no por necesidad, nuestra situación, podremos iniciar la búsqueda de lo que debemos hacer para Gerenciar con éxito, aplicar todo lo que hemos aprendido, utilizar las herramientas idóneas en las tareas y encauzar positivamente la actitud frente al entorno.
Necesitamos convertirnos, primero en ciudadanos, segundo en seres políticos, por favor no confundan con partidos, y tercero en realistas, nada fácil en algunos casos, pero relativamente sencillo si tenemos nuestra mente en capacidad de cambiar para poder mejorar, convencidos de que es la mejor opción.
Reconocer la realidad implica involucrarse efectivamente con tu entorno, conocer de primera mano las fuerzas que se mueven a tu alrededor y que puedan afectar tus resultados, tener la información para poder iniciar procesos que procuren en el peor de los casos minimizar efectos nocivos y en el mejor escenario lograr los objetivos.
Ciudadanos, se dice fácil, no todos se convierten, un gerente exitoso, no puede, no debe remitirse a ser una especie de individuo sin mayor conciencia ni compromiso, debe por el contrario, con capacidad y decisión, intervenir como promotores de los cambios que la sociedad debe realizar para avanzar en su desarrollo, ejercer la ciudadanía en todo lo amplio que eso representa.
Somos seres sociales y políticos, que al vivir en sociedad, a diferencia de los animales, nos educamos, nos transformamos para bien o para mal, el propio acto de nuestro nacimiento es un acto político, no es problema de gustos, es nuestra propia naturaleza, aunque en muchas ocasiones no lo reconozcamos o simplemente tratemos de ignorarlo.
Gerenciar en Venezuela en estos tiempos requiere que seamos totalmente conscientes de lo que implican los procesos que vivimos, asumir nuestra plena capacidad de ser ciudadanos políticos con clara conciencia de nuestra propia realidad, para en conjunción con los hechos, actuar para procurar, buscar y obtener resultados positivos, adecuados y estables dentro de nuestras organizaciones y la sociedad. 

Eduardo Sanchez @CienciadBolsiyo 

Publicado en Notigerencia
 
Copyright © 2016. La Ciencia del Bolsillo.
Design by Herdiansyah Hamzah. & Distributed by Free Blogger Templates
Creative Commons License